DESDE MI TRINCHERA: TRUMP CHOCA DE NUEVO…CON LA MISMA PIEDRA!

Resultado de imagen para trump y cuba

Increíble pero cierto! Cuando la tendencia en el mundo es la de resolver los conflictos mediante el diálogo franco, abierto y civilizado, Trump y sus asesores hacen todo lo contrario. En vez de tender puentes -como aconsejó  el papa Francisco recientemente- prefieren dinamitarlo o colocar obstáculos para impedir el paso.

Félix Jacinto Bretón

Félix Jacinto Bretón/Trinchera

Poco antes de cumplir su mandato y marcharse de la Casa Blanca, el presidente Barack Obama decidió restablecer relaciones diplomáticas con Cuba y -más luego- hizo una histórica visita de varios días a la isla, donde fue recibido con todos los honores que amerita un jefe de Estado.

Todo el mundo de seguro pensaba, luego de esto,  que los problemas entre ambos países “habían llegado a su fin” y que se iniciaría, a partir de entonces, una tórrida e ininterrumpida luna de miel entre Washington y La Habana.
Ciertamente -por  esos días- así parecía ser. Diría que parecia una historia  a lo What Disney cuyo colofón era …y vivieron felices comiendo muchos matices!  En esos momentos  en que se abrían las puertas entre Cuba y EE.UU., todo apuntaba que las cosas serían distintas.  Y lo fueron…!

Hasta que llegó   míster Donald Trump a la presidencia ¡y de nuevo la guerra fría! El mandatario acudió el pasado viernes a la madriguera de la mafia cubana en Miami y allí, rodeado de lo más nefasto del exilio -incluso de terroristas y otros especímenes- anunció  “con bombos, platillos y serpentinas” que quedaba anulada la mayoría de acciones que había tomado su antecesor con relación a Cuba.

Increíble pero cierto! Cuando la tendencia en el mundo es la de resolver los conflictos mediante el diálogo franco, abierto y civilizado, Trump y sus asesores hacen todo lo contrario. En vez de tender puentes -como aconsejó  el papa Francisco recientemente- prefieren dinamitarlo o colocar obstáculos para impedir el paso.

Con relación a Cuba, hay que ser “muy tozudo” para persistir en una política equivocada -como el bloqueo- que no ha funcionado a lo largo de cinco décadas y que no funcionará, estoy segurísimo de esto. No importa que Trump amenace, intimide, amedrente…no funcionará, escríbalo!Resultado de imagen para obama en cuba

El Fogarate de Colombo
A propósito, en su popular columna “Fogarate” que publica en El Caribe el acucioso periodista Ramón Colombo,  escribió algo con relación a esto en días pasados. Son breves pero aleccionadoras y contundentes líneas. Lean:

Eisenhower, Kennedy, Johnson, Nixon, Ford, Carter, Reagan, Bush padre, Clinton, Bush hijo…Hasta que Obama, al cabo de casi sesenta años (con bloqueos, atentados, invasiones, sabotajes, exclusiones y amenazas contra esa realidad socialista a 90 millas de distancia), reconoció el inmenso fracaso de Washington e hizo comprender que lo mejor sería, como en efecto dispuso, propiciar el entendimiento y motivar cambios por la vía pacífica… Y ahora viene Trump a inventar nuevamente con Cuba… (Pero, definitivamente, ¿de dónde sacaron a este gallo loco, absurdo rezago de la Guerra Fría?).(Hasta aquí).

Van –exactamente- once presidentes que han pasado por la Casa Blanca, y ninguno ha podido con Cuba ni la revolución. Ni tampoco va a poder Trump ni los que lleguen después de él. Créalo como que hay un Dios en el cielo. La única vía para derrotar a Cuba seria invadiéndola militarmente, pero el costo humano sería extremadamente alto para ambos bandos, conociendo el historial de lucha de las cubanas y los cubanos.
La reacción de Cuba

El gobierno que encabeza Raúl Castro no guardó silencio, ni se metió el rabo entre las piernas, ni mucho menos debajo de la cama, y de inmediato fijó  su posición con relación a lo anunciado por míster Trump.

Extraigo estos parrafitos de la declaración emitida al respecto por el gobierno cubano:
Cuba denuncia las nuevas medidas de endurecimiento del bloqueo, que están destinadas a fracasar como se ha demostrado repetidamente en el pasado, y que no lograrán su propósito de debilitar a la Revolución ni doblegar al pueblo cubano, cuya resistencia a las agresiones de cualquier tipo y origen ha sido probada a lo largo de casi seis décadas.

Cualquier estrategia dirigida a cambiar el sistema político, económico y social en Cuba, ya sea la que pretenda lograrlo a través de presiones e imposiciones, o emplean-do métodos más sutiles, estará condenada al fracaso.

Los cambios que sean necesarios en Cuba, como los realizados desde 1959 y los que estamos acometiendo ahora como parte del proceso de actualización de nuestro modelo económico y social, los seguirá decidiendo soberanamente el pueblo cubano.

Como hemos hecho desde el triunfo del 1ro. de enero de 1959, asumiremos cualquier riesgo y continuaremos firmes y seguros en la construcción de una nación soberana, independiente, socialista, democrática, próspera y sostenible (hasta aquí).No hay texto alternativo automático disponible.

A míster Trump -con relación a esta patria- le sucede lo mismo que a Julio Iglesias ¡que tropezó de nuevo con la misma piedra!, y no con cualquier tipo de piedra, porque Cuba es un peñón bien grande y duro como una roca intraspasable.

Seguimos en combate…hasta la victoria siempre!

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s